Durante el embarazo existe una alta probabilidad de sufrir problemas circulatorios. Los cambios hormonales asociados a esta etapa de la mujer están íntimamente relacionados con la aparición de varices y el empeoramiento de la enfermedad venosa crónica y sus síntomas.1

Varices ¿por qué aparecen?

Existen varios motivos por los que aparecen los problemas circulatorios en el embarazo. Los cambios hormonales que ocurren durante los primeros meses de embarazo2 favorecen la dilatación de los vasos sanguíneos para proporcionar la llegada de nutrientes al útero. Lo que da lugar a una disminución del tono venoso3, favoreciendo la aparición de varices. A su vez, el útero al crecer comprime las venas de drenaje de la pelvis, lo que empeora estos síntomas relacionados con la enfermedad venosa crónica. 1

Por otro lado, aumenta la presión sobre las piernas por el incremento del peso y del volumen sanguíneo asociado al embarazo. Esto provoca problemas en el funcionamiento de las válvulas venosas y dificulta el retorno venoso.3 Lo que se traduce en dolor, cansancio, pesadez de piernas e hinchazón.

Aproximadamente un 40% de las mujeres embarazadas sufre problemas circulatorios durante los meses de gestación.1 En la mayoría de los casos, estos problemas circulatorios desaparecen o disminuyen después del parto, ya que cesan los factores que los desencadenaban.

Celulitis y hemorroides, otros cambios importantes

Los cambios hormonales que se producen en el embarazo a nivel de los estrógenos favorecen la aparición o el empeoramiento de la celulitis en las mujeres embarazadas.4 Para mejorar esta nueva situación de la piel, se recomienda realizar masajes ascendentes con cremas hidratantes o cosméticos anticelulíticos aptos para el embarazo, incidiendo en las zonas problemáticas.5

Otra patología habitual de las mujeres embarazadas son las hemorroides, provocadas por la mala circulación venosa de la zona pélvica. En estos casos, es muy importante seguir una dieta rica en fibra y beber abundante líquido, seguido de la aplicación de pomadas tópicas para aliviar los síntomas asociados a las hemorroides. 5

Estilo de vida saludable, la clave del éxito

No podemos evitar la aparición de esta sintomatología relacionada con el embarazo, pero sí que podemos seguir unas reglas básicas para mejorar su estado. En cuanto a la alimentación, una dieta rica en frutas y verduras mejorará el tránsito intestinal y ayudará a retrasar la aparición de las hemorroides asociadas al embarazo.5

Por último, realizar ejercicio de manera controlada o salir a caminar mejorará el retorno venoso y la pesadez de piernas. En los momentos de reposo, la elevación de piernas puede ser de gran alivio, junto con los masajes en sentido ascendente desde los pies con productos específicos.3

BIBLIOGRAFÍA

[1] Varices en el embarazo y la insuficiencia venosa: 5 medidas que pueden mejorarlas. Sitio web: https://www.infosalus.com/mujer/noticia-varices-embarazo-insuficiencia-venosa-medidas-pueden-mejorarla-20180303082933.html Fecha de la última consulta 27/08/20

[2]Fisiología CV del emabarazo. Sitio web: https://www.intramed.net/contenidover.asp?contenidoid=85681#:~:text=Cambios%20hormonales%20en%20el%20embarazo&text=Su%20concentraci%C3%B3n%20en%20sangre%20llega,resistencia%20de%20las%20peque%C3%B1as%20arterias.Ultima consulta 27/08/2020.

[3] Recomendaciones para el manejo de la Enfermedad Venosa Crónica en Atención Primaria. Sitio web: https://www.semergen.es/resources/files/noticias/venosaCrocina_1.pdf Fecha de última consulta 27/08/2020.

[4] Celulitis: tu libro de mostrador. El club de la farmacia. Sitio web: https://www.clubdelafarmacia.com/formacion-continuada/ebooks/celulitis-tu-libro-de-mostrador/# Fecha última visita: 27/08/20.

[5] Las 100 preguntas del embarazo. Modesta Cassinello. Sofia Fournier. Marián García. Gema Hererías Inma Riu. Sitio web: http://www.elperiodicodelafarmacia.com/media/elperiodicodelafarmacia/files/2016/12/05/libro_las-100-preguntas-del-embarazo.pdf Fecha última visita: 27/08/20